Intolerancia a los alimentos durante el embarazo




Llevar una alimentacion sana y equilibrada es obligatorio para el buen desarrollo del feto. Por ello debes saber que alimentos debes tomar y cuales no debes tomar.
Hay alimentos que no son buenos por diversos motivos como explicamos mas abajo y otros que tu cuerpo no los tolera en caso de que seas intolerante. 

Las intolerancias de alimentos durante el embarazo

Las familias con antecedentes de intolerancia a los alimentos,  deben evitar consumir los salicilatos (ácido salicílico -Wikipedia- )  y aditivos alimenticios. Aunque esto no impedirá el desarrollo de la intolerancia a los alimentos, si evitara que se represente durante el embarazo y que cause malestares, tanto a la madre como al feto. Una dieta a que no consuma estos alimentos se recomienda, tanto en el embarazo como durante la lactancia si el bebe esta inquieto. En todo caso ha de ser supervisada por el dietista o pediatra.

Se recomienda evitar los aditivos que son potenciadores del sabor, porque estos aditivos son diferentes a todos los demás y se surgiere que pueden tener efectos de intolerancia alimentaria en el bebe antes de nacer. También se recomienda evitar los alimentos con aditivos de la conservación del pan y los que contienen colorantes artificiales. 

Los efectos negativos en el cerebro de estos aditivos alimentarios, con relación al efecto que producen en el desarrollo y aprendizaje, no han sido totalmente probados y estudios en animales sugieren efectos negativos.

Las exposiciones que empeoran las intolerancias

Se pueden hacer peores las exposiciones a la intolerancia alimentaria durante el tiempo de gestación debido a la ingesta de una variedad de sustancias químicas toxicas.

Es bueno evitar los pesticidas dentro y fuera del hogar. Evite también disolvente, los limpiadores caseros fuertes y los químicos orgánicos volátiles como las que están en la pintura y pegantes, en las casa nuevas y coches nuevos.

Siguiendo la dieta a prueba de fallos durante el embarazo y lactancia se puede mantener la salud del bebé y la madre. Es importante mantener contacto con el dietista o profesional de la salud para controlar la nutrición a medida que van cambiando las necesidades y mantener en control la intolerancia a los alimentos. 

Creo que tengo intolerancia a los alimentos y ¡No se que hacer!

No hacer nada ante la intolerancia alimentaria puede ser un gran riesgo. La intolerancia a los alimentos no diagnosticada puede ser un gran riesgo a largo plazo y causar trastornos y problemas de salud como osteoporosis, anemias y muchos otros.

Alimentos “prohibidos” en la gestación - Elimínalos de tu dieta

Estos alimentos te pueden causar molestias digestivas y una toma de peso indeseable. Para tu bebé, el daño puede ser mucho mayor. Olvida estos alimentos durante el embarazo.

El hígado. No debes incluir hígado ni patés en tu alimentación.

La carne poco hecha. Evítala si no eres inmune a la toxoplasmosis, pues el parásito puede encontrarse en ella y solo se destruye con las temperaturas elevadas.

Los embutidos. Se elaboran con carne cruda y también has de prescindir de ellos, a no ser que los cocines bien. .

El pescado crudo. Puede portar larvas de anisakis. Estos alimentos han de consumirse muy bien cocidos.

La cafeína. Su consumo excesivo durante el embarazo se ha relacionado con el bajo peso al nacer y el aborto espontáneo.

Las bebidas con gas, Son poco recomendables: contienen gas, azúcares y aditivos. No aportan ningún nutriente.

El alcohol. Se asocia con el aumento del riesgo de aborto, bajo peso al nacer y complicaciones en el parto. Los estudios apuntan que también puede ser perjudicial para el feto. Además, el alcohol dificulta la absorción del ácido fólico y de otras vitaminas del grupo B, necesarias para el buen curso del embarazo.