La intolerancia alimentaria y obesidad

Las alergias alimentarias ocultas afectan el peso de las personas, por eso es que a veces se lucha infructuosamente contra el sobrepeso. Aunque hacen ejercicios tratan de comer saludable, seguir una dieta y sin embargo parecen estar aumentando de peso a pesar de los esfuerzos.

Algo paradójico esta ocurriendo con sus cuerpos y nadie parece saber que les pasa y cuales son los problemas que se derivan de ellos. Muchas veces no son conscientes de que la intolerancia a algunos alimentos que se consumen a diario puede ser la causa de todos los malestares y la obesidad que están experimentando a pesar de los esfuerzos que hacen.

Una serie de análisis de sangre identifica los alimentos que se deben evitar. 


Existen dos tipos principales de la alergia a alimentos 

La  alergia a los alimentos de inmediata aparición o tipo 1 de alergia alimentaria y la de aparición tardía o tipo 3 alergia alimentaria.

La alergia alimentaria tipo 1, se produce cuando el cuerpo muestra un efecto adverso o reacción inmediata severa a un alimento que se ingiere. La respuesta a los alérgenos es auto-inmune y puede incluso ser peligrosa para la vida. 

La alergia alimentaria Tipo 3, por otra parte, se produce cuando el cuerpo produce anticuerpos  en reacción a un alimento alergénico. Los anticuerpos se adhieren directamente a las partículas de alimentos no digeridos a medida que entran en la corriente sanguínea. 

Los alimentos y malestares de la alergia

Es difícil determinar qué alimentos están causando malestar porque la reacción no es grave ni inmediata. La reacción a los alimentos puede tardar hasta cuatro días para que los síntomas se manifiesten. 

Algunos estudios médicos han demostrado que existe una relación entre la inflamación causada por la intolerancia a los alimentos y la obesidad. Es posible que se inflame la persona y se aumente de peso

Una dieta poco saludable y monótona que consiste en alimentos procesados, azúcar y poca fibra, con demasiado grasa. Así como el uso o abuso de alcohol, antibióticos, hormonas sintéticas, ácidos bloqueadores y otros medicamentos, que agotan y destruyen la flora intestinal, causando inflamación. 

Con el tiempo, una persona puede estar reaccionando a un máximo de veinte y hasta treinta diferentes alimentos sin saberlo.  Mientras que la alergia inmediata se presenta principalmente con los alimentos que se consumen rara vez, la alergia de aparición tardía, es la reacción a los alimentos que consumimos a diario, incluso si se considera saludable.